Press "Enter" to skip to content

41 muertos y 128 países enojados: el verdadero costo de la embajada de Trump en Jerusalén

Ivanka Trump y Jared Kushner se encuentran hoy en Jerusalén para inaugurar la nueva embajada de los Estados Unidos. La embajada fue trasladada desde Tel Aviv, un cambio controvertido ya que tanto israelíes como palestinos reclaman a Jerusalén como capital.

Donald Trump anunció la mudanza en diciembre de 2017. Desde entonces, el presidente de los Estados Unidos ha destacado el bajo costo de la operación alegando que redujo el costo de construir una nueva embajada de mil millones a menos de medio millón, al adaptar temporalmente un edificio del gobierno de los Estados Unidos que ya existía. (El costo de construir una embajada permanente será probablemente mayor).

Trump celebró hoy con un tweet.

 

Su hija, Ivanka, describió la inauguración de la embajada como una “ceremonia trascendental” y compartió una foto de ella misma junto al Muro de las Lamentaciones de Jerusalén en la que oraba por la paz.

 

Pero a solo unas pocas horas de su existencia, la nueva embajada ya ha demostrado su verdadero costo: un devastador derramamiento de sangre.

A las 5 pm hora local, al menos 41 manifestantes palestinos habían sido asesinados en Gaza por tropas israelíes. Se espera que la cifra de muertos aumente a medida que continúen las protestas contra la embajada durante la semana. Si bien la inauguración de la embajada esta semana coincidió con el 70 aniversario de la fundación de Israel, también coincide con el Día de la Nakba: un día de luto anual para los palestinos.

Las víctimas de hoy incluyen al menos a tres niños y una mujer, así como a un médico que, según informes, recibió disparos mientras intentaba atender a los manifestantes heridos.

 

Pero los palestinos no son los únicos que protestan por la mudanza de la embajada: cuando se discutió la decisión de Trump en las Naciones Unidas en diciembre, 128 países la condenaron, incluidos aliados clave como Alemania, el Reino Unido y Francia. Todos estos países boicotearon la ceremonia de inauguración.

En el momento de la decisión, incluso el propio equipo de Trump no estaba especialmente convencido; tanto el secretario de defensa James Mattis como el entonces secretario de Estado Rex Tillerson intentaron disuadir al presidente.

Los partidarios del movimiento incluyen al magnate de los casinos Sheldon Adelson y su esposa Miriam Ochsorn, que son los donantes individuales más grandes del partido republicano.

Actualización: El número de muertos se elevó a 58 y el de heridos a 2771 según el Dr. Ashraf Al Qudra, director de relaciones públicas del Ministerio de Salud de Gaza. 

¿Tu sitio web o blog recibe pocas visitas? ¡Resuelve ese grave problema!